Seleccionar página

SEO y comunicación de los proyectos de investigación

Optimización web en buscadores (Segunda parte)

Retrato de Cistobal Fernandez

¿Sobre qué escribimos?

por | May 27, 2019

Hay que conocer y tener en cuenta las técnicas de SEO para contribuir a mejorar la difusión de nuestros proyectos. El objetivo es que nuestros contenidos en internet puedan aparecer en los primeros resultados de las búsquedas de los usuarios de nuestros ámbitos de interés. Entre otros aspectos, hay que trabajar la indexabilidad a nuestra web para que el contenido y los enlaces que en ella figuran puedan ser leídos por los buscadores.  

Como comentamos en el anterior post, en la planificación estratégica de la comunicación de proyectos de investigación es muy importante tener en cuenta el posicionamiento de contenidos en la web y la optimización de los mismos en los resultados de búsqueda, ámbito conocido como “SEO”.​​​​​​​

El SEO es un conjunto de técnicas clave en la gestión de la comunicación digital. El término proviene del acrónimo anglosajón de los términos Search Engine Optimization, es decir, optimización de los motores de búsqueda o de sitios web en los buscadores. Lo que hacen las técnicas SEO es ayudar a que las páginas web (ya sea un sitio institucional, un blog, o cualquier página de internet que se quiera optimizar) aparezcan en los primeros resultados de la búsqueda que realiza un usuario en un motor de búsqueda tipo Google, Bing, Yahoo, etc.​​​​​​​

El usuario cuando realiza una búsqueda utiliza una serie de palabras claves, frases o preguntas. El buscador en ese momento utiliza una serie de algoritmos que evalúan mediante diferentes criterios cada página web existente para conocer cuáles de todas ellas se adecúan mejor a la búsqueda que ha realizado el usuario. El siguiente paso consiste en ordenar esos resultados por orden de relevancia y de esta manera ofrecer los mejores resultados en los primeros puestos que serán los que tengan más probabilidades de coincidir con la búsqueda que se haya realizado.​​​​​​​

En este momento, cabe señalar la diferencia entre SEO y las técnicas de SEM (Search Engine Marketing), siendo éste último término según varios autores el que realmente podría englobar al primero.

Loading...

Loading...

Para abordar el posicionamiento en buscadores de un proyecto, lo primero es plantearse que nuestro proyecto cuente con una página web propia. Una vez definido el formato más conveniente para cada caso, ya sea una página informativa, un blog, etc  para que ese sitio web aparezca en buscadores, es necesario darlo de “alta” en Internet, para lo que existen distintas opciones como el alta manual en buscadores a través de las herramientas del webmaster, el alta a través de enlaces de terceros o el alta en los sitemaps -un servicio gratuito facilitado por el propio Google a través del que cual el motor de búsqueda nos indexará en poco tiempo, gracias a la creación de un mapa web mediante lenguaje HTLM y una estructura específica-.​​​​​​​

La importancia de las palabras clave y las técnicas de SEO

Igualmente, antes de posicionarnos, es necesario conocer las palabras clave de nuestro proyecto de investigación y los de otros proyectos competitivos para poder ayudar a posicionarlo correctamente, así como las tendencias de interés y los términos más buscados. Existen muchas herramientas para llevarlo a cabo, pero la más sencillas las proporciona los propios buscadores.​​​​​​​

Por otra parte, existen varias técnicas en SEO que debemos tener en cuenta a la hora de posicionar nuestro contenido web. Básicamente estas técnicas se pueden agrupar en dos grandes grupos: las que se realizan en la propia página, On Page, y las denominadas técnicas de SEO Off Page.​​​​​​​

Entre los factores que debemos tener en cuenta en nuestra web para mejorar el posicionamiento hay que tener en cuenta la indexabilidad, es decir permitir a los buscadores el acceso a nuestra web para que el contenido y los enlaces que en ella figuran puedan ser leídos. Hay que trabajar también los enlaces internos en nuestra web, para que el sitio sea en cierta medida una pequeña red desde donde cada página lleva hacia otros contenidos propios. El mapa del sitio debe estar bien construido. Se trata de un archivo en html a modo de fichero que ayuda a los motores de búsqueda a indexar todas las páginas de nuestra web de manera rápida y fácil. Igualmente debe cuidarse el archivo robots.txt para indicarle a los motores de búsqueda las zonas que puede indexar y si puede seguir o no los enlaces contenidos dentro de la web. Si se modifica algo en la página, ​​​​​​​es importante realizar la oportuna redirección, es decir enlazar al contenido correcto e informar a Google del cambio. ​​​​​​​

Otros aspectos propios del SEO, también denominado técnico, y que beneficiarán a nuestro posicionamiento, tienen que ver con la rapidez de carga de la web, utilizando contenido que no “pese demasiado”, la adecuación del dominio incluyendo palabras clave, que el contenido de nuestra web pueda ser accesible a través de dispositivos móviles, la usabilidad y experiencia del usuario y el uso de palabras claves que deben estar etiquetadas cuidando su densidad a lo largo del contenido generado.​​​​​​​

Entre las técnicas de SEO fuera del sitio web que tienen por objetivo generar enlaces a nuestro sitio web desde otras páginas en Internet, existen varias técnicas en las que cabe profundizar en próximas entradas en este blog, y entre las que cabe subrayar el denominado marketing contenidos en aplicaciones, notas de prensa, testimoniales, post de blogs, entrevistas, newsletters, etc. que junto con las acciones en redes sociales y las del propio SEO, se agrupan en lo que se conoce como Inbound Marketing.​​​​​​​

En próximas entradas nos acercaremos con mayor detalle a muchos de los aspectos que hemos resumido en este artículo: te invitamos a suscribirte a nuestro blog para que estés al tanto de todo lo que tiene que ver con la comunicación en proyectos de investigación.​​​​​​​

Referencias

¿Sobre qué escribimos?

Te puede interesar

La ética en la comunicación científica (I)

La ética en la comunicación científica (I)

En este post, dividido en dos partes, se recorre, desde una perspectiva genérica pero reflexiva, cuál es el sentido de la ciencia, y por qué la ética es una parte fundamental de la misma.  ​​​​​​​A modo de introducción Los mecanismos actuales de publicación permiten...

En nuestro blog

Alfabetización científica para la sostenibilidad: un reto de todos los ciudadanos

Recientemente, William D. Nordhaus y Paul M. Romer, han sido galardonados con el premio Nobel de economía por analizar las repercusiones del cambio climático y las innovaciones tecnológicas en el desarrollo económico. Frenar...

Qué comunicamos…cuando comunicamos sobre ciencia

Dice Pol Morales en la presentación del libro Los públicos de la ciencia que “Las encuestas de opinión suelen reflejar una predilección de los ciudadanos por los temas científicos. Los datos de audiencia, en cambio,...

¿PISA es de fiar? La evaluación del evaluador. La competencia científica en PISA

PISA es una de las evaluaciones más reconocidas de los sistemas educativos de muchos países del mundo, que ha servido de base para la toma de decisiones y establecer políticas públicas que han intentado mejorar la calidad de...

Desarrollo de las competencias digitales de los docentes

  Desde la realidad social que nos ha tocado vivir, es muy conveniente (si no necesaria e imprescindible) la cualificación de los profesionales de la educación en el desarrollo de las competencias digitales necesarias para...

Comunicación del método científico y la alfabetización científica

El trabajo del método científico y la alfabetización científica deberían constituirse como prácticas frecuentes en las aulas. Prácticas cuya comunicación, ineludible, convendría quedar reflejada en publicaciones científicas....
Este blog está financiado por el proyecto Comciencia. Comunicación eficaz, eficiente y responsable para proyectos de investigación competitivos (CSO2017-82875-C2-1-R, Ministerio de Economía, Industria y Competitividad (MINECO), la Agencia Estatal de Investigación (AEI) y el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER).
Share This